Argentina: La OIT renovó su reclamo por la falta de libertad sindical en el país

Jueves, 11 Febrero 2016 17:07
Valora este artículo
(0 votos)

Como desde hace años, pero ahora con nuevo destinatario, la Organización Internacional del Trabajo (OIT) volvió a reclamar al gobierno argentino que garantice la pluralidad de la representación gremial, es decir, que facilite el surgimiento de nuevos sindicatos y ponga fin al unicato, pilar del sistema gremial argentino.

Lo hizo a través de un informe de su comisión de expertos que se analizará en la próxima reunión anual del organismo, prevista para junio.


En el capítulo dedicado a la Argentina, la OIT reitera un reclamo que en los últimos 12 años desoyeron los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner, y del que ahora deberá hacerse cargo la administración de Mauricio Macri. Reclama que el Gobierno modifique artículos de la ley de asociaciones sindicales vigente desde 1988. Varios ya fueron considerados inconstitucionales por la Corte Suprema.

En particular, la OIT cuestiona que la ley sólo habilite al gremio mayoritario de cada actividad, en exclusividad, a negociar sueldos y condiciones de trabajo en las paritarias, además de a retenerles cuotas sindicales a sus afiliados. También pide revisar el requisito por el que para acceder a la personería gremial una asociación deba tener un 10% más de afiliados que el sindicato preexistente.


El reclamo por mayor libertad sindical es una de las banderas históricas de la CTA, hoy dividida. Aunque la central reclama su personería gremial desde 2004, cuando Kirchner se comprometió a otorgarla, nunca la consiguió. De hecho, de la cita con Macri, hoy en la Casa Rosada, sólo participarán referentes de las tres vertientes de la CGT (ver aparte).

"La comisión insta de nuevo firmemente al Gobierno a que sin demora, y tras un examen tripartito de las cuestiones pendientes con el conjunto de los interlocutores sociales, tome las medidas necesarias para poner la ley de asociaciones sindicales y su decreto reglamentario en plena conformidad con el convenio 87 [sobre libertad sindical y protección del derecho de sindicación]", dice el informe al que accedió LA NACION.


El documento también toma nota de las denuncias de la CTA Autónoma, de Pablo Micheli, sobre la "injerencia del Gobierno en los procesos electorales sindicales", en particular del Ministerio de Trabajo, y recomienda hacer cambios al respecto.

En otro apartado, la comisión le pide al Gobierno que "tome las medidas necesarias para evitar demoras injustificadas" en los procedimientos de inscripción o personería gremial.

Sobre este punto, la CTA Autónoma cita dos ejemplos elocuentes: la Federación de Trabajadores de la Energía (Fetera), que pidió la personería en 2000 y todavía espera respuesta, y la Unión de Trabajadores de Comercio y Servicios de Villa María y Zona (Utracos), que inició el trámite en 2005 y tiene un fallo que ordena inscribirla desde el año pasado.

En la Argentina hay 1636 gremios con personería y 1623 con simple inscripción. Entre 2003 y 2014 se conformaron más de 650 organizaciones, según registros del Ministerio de Trabajo. Los números ubican al país entre los de mayor tasa de sindicalización, con 37%, aproximadamente.

Por último, en el capítulo dedicado a la negociación colectiva, la comisión de expertos deja constancia de su "preocupación" por la "ausencia de progresos tangibles para garantizar el derecho a la negociación colectiva entre los trabajadores del Poder Judicial de la Nación y de varias provincias".

"La advertencia sobre la injerencia en la vida interna de los sindicatos y sobre las dilaciones en la aprobación de la personería son las advertencias centrales del informe. Son dos asuntos que afectan directamente los derechos de los trabajadores", dijo a LA NACION el secretario gremial de la CTA Autónoma, Daniel Jorajuría.

El lunes vuelve la negociación con los docentes

El ministro de Educación de la Nación, Esteban Bullrich, retomará el lunes, a las 17, las paritarias con los gremios docentes nacionales. El último encuentro fue el 27 de enero y los reclamos gremiales se acercaron al 50% de aumento. Bullrich haría el lunes una propuesta concreta de suba salarial.

En diálogo con LA NACION, Sergio Romero, titular de la UDA, adelantó que su gremio "no firmará ningún acuerdo que deje a los maestros por debajo de la línea de pobreza, por lo que iremos por un mínimo de $ 10.000". Y agregó: "Vamos a llevar una propuesta de $ 17.000 para una familia tipo".

Información adicional

Inicia sesión para enviar comentarios