Crónica del capitalismo descarnado

Lunes, 30 Mayo 2022 19:44
Valora este artículo
(3 votos)

Luego de conocerse la noticia de que la metalúrgica Cinter Aperam decidió abandonar el país, el ministerio de Trabajo resolvió convocar a una reunión tripartita en el ámbito de la Dirección Nacional de Trabajo, para este martes 31, a las 9 de la mañana.

La noticia de la suspensión total de las operaciones productivas de la empresa metalúrgica en Uruguay, se conoció el fin de semana y en consecuencia, la Unión Nacional de Trabajadores del Metal y Ramas Afines (UNTMRA) se declaró en conflicto.

"El capital trasnacional no tiene cara, bandera, ni ideología, su única necesidad es la de alimentar la dinámica global de acumulación de capital aumentando su tasa de ganancia con el amparo de las políticas de impunidad neoliberal y para ello sistematiza la mudanza de destinos, la universalización de la hegemonía a través de la deslocalización, como táctica permanente buscando mayores libertades de explotación, y recalando en las economías locales en acuerdo con los estados nacionales flexibles a la desregulación laboral vulnerando los derechos laborales de la clase obrera una vez sí y otra también", señaló la UNTMRA en un comunicado en el que se denunció que como consecuencia de la medida unilateral de la empresa, 150 trabajadores quedarán en la calle de manera directa, y también se verán perjudicados otras decenas más de manera indirecta.

Según explicó al Portal del PIT-CNT el Secretario de Política Industrial de la UNTMRA, Danilo Dárdano, no es posible que se permita a los capitales abandonar de manera unilateral un emprendimiento que se vio beneficiado por políticas públicas de quita de impuestos y exoneraciones para su instalación. "Los gobiernos les brindan condiciones ventajosas", recordó, que no se les otorga a los empresarios locales. "Estamos convencidos que los gobiernos no pueden conformarse con que las empresas antes de irse paguen los créditos laborales porque en todo caso eso no es ningún favor, eso es mínimamente lo que corresponde. Lo que sí debería hacer el gobierno en este caso es ponerse la camiseta del país y defender al país", remarcó.

Dárdano, quien además integra el Departamento de Desarrollo Productivo del PIT-CNT, dijo que esperaba que el ministro de Industria se coloque como el abanderado en la defensa de la industria y del país frente a la actitud de la empresa que anunció su retiro.

"Ya han cerrado otras empresas del sector, es tiempo que el gobierno actúe, se haga cargo y adopte políticas en defensa de la industria y la mano de obra del país. No se puede conformar con que paguen los créditos laborales y luego decir, 'mala suerte' o 'el mercado dispondrá'. No es así que se debe defender a un país. Acá quedan 150 trabajadores en la calle y nosotros los vamos a defender. Pero es el gobierno el que tendía que ponerse esa camiseta. Hay más de 50 familias más que de manera indirecta se van a quedar sin ingresos. Hay que ver acá la zona, mirar a los ojos a la gente en los comercios de barrio y te parte el alma. Esto es lo que el gobierno tiene que venir a ver. Mirar a los ojos a la gente, a los trabajadores y dar respuestas", reflexionó.

Para el sindicato de base de Cinter como así también para la UNTMRA, no pasa desapercibido que se trata de un grupo económico de poderío mundial, con 200 mil trabajadores en más de 40 países.

     

La noticia y el comunicado de la UNTMRA

La Unión Nacional de Trabajadores del Metal y Ramas Afines comunica a la población que la empresa trasnacional CINTER APERAM resolvió de manera definitiva y unilateralmente la suspensión total de sus operaciones productivas en Uruguay, apostando a concentrar únicamente su producción en la planta industrial en Brasil, dejando en la calle directamente a 150 familias, entre obreros de planta y personal administrativo, más unas 30 familias que se verán afectadas indirectamente entre trabajadores de comedor, proveedores, transporte y seguridad.

El capital trasnacional no tiene cara, bandera, ni ideología, su única necesidad es la de alimentar la dinámica global de acumulación de capital aumentando su tasa de ganancia con el amparo de las políticas de impunidad neoliberal y para ello sistematiza la mudanza de destinos, la universalización de la hegemonía a través de la deslocalización, como táctica permanente buscando mayores libertades de explotación, y recalando en las economías locales en acuerdo con los estados nacionales flexibles a la desregulación laboral vulnerando los derechos laborales de la clase obrera una vez sí y otra también.

Ante esta situación la UNTMRA se declara en conflicto y tomará todas las medidas a su alcance para denunciar esta situación de alto impacto económico y social para los trabajadores y trabajadoras afectadas directa e indirectamente. Le reclamamos al gobierno que tome medidas y acciones necesarias para la defensa da la industria y mano de la obra nacional, son varias fábricas que en el último tiempo abandonan el país. Lifan, Faurecia y ahora Cinter son ejemplos que la desindustrialización se profundiza en nuestra República.

Nuestra bandera es la dignidad, nuestra cara es la de todos los trabajadores y trabajadoras, nuestra lucha es por la liberación del capitalismo, por una sociedad sin explotados ni explotadores.

Unidad, Solidaridad y Lucha

UNTMRA | CSI | PIT-CNT

Modificado por última vez en Lunes, 30 Mayo 2022 21:37
Inicia sesión para enviar comentarios