Fernanda Aguirre (SUGHU): "Hay que legislar para garantizar la supervivencia de la gente y no para recortar derechos"

Jueves, 17 Diciembre 2020 10:40
Valora este artículo
(2 votos)

La secretaria general del Sindicato Único Gastronómico y Hotelero del Uruguay (SUGHU), alertó que miles de trabajadoras y trabajadores del sector están viviendo una situación "dramática" y que el panorama de cara a la temporada, en un escenario de restricciones como consecuencia de la pandemia, tiende a empeorar.

Luego de los anuncios del presidente de la República en su conferencia de prensa de este miércoles por la noche, Fernanda Aguirre señaló al Portal del PIT-CNT que el gobierno necesariamente debe dar respuestas a las necesidades de las y los trabajadores y que en el extenso mensaje a la población, "no hubo nada al respecto", agregó. “Hay que legislar para garantizar la supervivencia de los trabajadores y las trabajadoras y no para recortar derechos". Asimismo, reveló que hasta el momento no han obtenido respuestas de las autoridades nacionales a los planteos del sindicato en reclamo de medidas específicas para quienes se han visto directamente afectados por la pandemia.

El SUGHU ha estado trabajando junto a un equipo multidisciplinario de la Universidad de la República en la realización de un relevamiento del sector. Si bien el trabajo aún no está terminado, Aguirre adelantó al Portal que en el sector turismo se superaron los 100 mil puestos de trabajo y en el sector gastronomía y hotelería trabajan unas 63 mil personas en todo el territorio. "Una de las particularidades que se pudo constatar es que en el sector hay un 60% de mujeres de las cuales 25 mil son madres, es decir, tenemos al menos 25 mil hogares de las madres del sector que en este tiempo de pandemia han visto afectados sus ingresos y eso ha incidido en la calidad de vida de sus hijos e hijas".

Otra cifra que el SUGHU entiende clave conocer y analizar para comprender el contexto de la crisis y la forma en la que ha impactado la pandemia en el sector, es que de los 63 mil trabajadores de gastronomía y hotelería, unas 10 mil trabajan en negro. "Esos compañeros y compañeras nunca llegaron a tener seguridad social, ni cobertura, ni nada".

Asimismo, Aguirre mencionó que de los 63 mil del sector gastronomía y hotelería, unos 40 mil perciben propinas como base fundamental de sus ingresos. "Si tomamos en cuenta que hasta el mes pasado había 20 mil personas del sector en seguro de paro -del total de 63 mil trabajadores- hay que considerar que esos trabajadores no perciben ni la mitad de su ingreso por el concepto de seguro de paro, sino que han percibido una cuarta parte, porque todos sabemos que la propina es un ingreso adicional importante en el salario básico".

Así las cosas, Aguirre aseguró que el actual panorama "es dramático", como "consecuencia de la disminución en los ingresos de los hogares, de no percibir el sueldo íntegro, de no cobrar las propinas y además no percibir un beneficio muy importante que es el derecho a la alimentación que nosotros gozamos porque hemos conquistado en nuestros convenios colectivos históricamente". La secretaria general del SUGHU sostuvo que miles de hogares de trabajadoras y trabajadores gastronómicos, hoteleros y del sector turístico, "han visto cómo se redujo la calidad de vida de sus familias de manera dramática". En este punto advirtió sobre las consecuencias nefastas que posiblemente lleguen a padecer miles de familias del sector si el gobierno no aplica medidas paliativas urgentes como la renta básica en la emergencia, entre otras que el movimiento sindical ha reclamado sin respuesta alguna hasta el momento.

Unilateralmente cerrado

Para el SUGHU, la falta de políticas públicas que atiendan las urgencias de la población en general, pero especialmente de los sectores más vulnerables de la sociedad y de los trabajadores de ingresos más bajos, ha sido un factor determinante para que miles de personas se encuentren en situación dramática al día de hoy y con un panorama incierto sobre su futuro. "El sector tuvo que cerrar sus puertas de un día para el otro, luego se fue abriendo de manera parcial y ahora vuelve a verse afectado de manera muy evidente". En este sentido, Aguirre recordó que la normativa actual establece que los establecimientos gastronómicos deberán cerrar sus puertas a partir de la medianoche. "De manera unilateral, el gobierno resolvió que esos puestos de trabajo de la noche y madrugada se anulan, del mismo modo que se definió por una política de Estado que se anula la actividad de los salones de fiesta y los servicios de fiesta, donde nosotros tenemos un cúmulo enorme de compañeras y compañeros que trabajan en el catering, que nuevamente hoy están enfrentados a una zafra que no ocurrió, porque la zafra del sector de fiestas es noviembre y diciembre. Este año no hubo ni habrá zafra porque seguimos inhabilitados para trabajar. Todo esto sin entrar a considerar la forma en la que impactó la reducción del aforo de los establecimientos que están abiertos en el sector gastronomía", aclaró.

Consultada sobre las medidas sanitarias establecidas por el gobierno, Aguirre puntualizó que el sindicato, del mismo modo que lo ha hecho el PIT-CNT, ha apoyado las directivas de las autoridades sanitarias para los cuidados de la población. "No estamos en contra, es más, estamos de acuerdo al punto que hemos trabajado con el sectorial turístico del INEFOP, junto al Ministerio de Turismo, al Ministerio de Salud Pública, a las cámaras empresariales, en cursos sobre el protocolo hotelero y gastronómico que lanzamos en noviembre. Está previsto que unas 25 mil personas se capaciten de manera online y de forma inmediata. Nosotros estamos de acuerdo con cuidar la salud de la población y vamos hacer todos los esfuerzos para que eso pase, pero mientras sanitariamente eso sucede, los científicos establecen que la mitad de los puestos de trabajo de nuestro sector no pueden desarrollar su actividad. Entonces, tiene que haber un  diseño de política pública que establezca un subsidio para que esos hogares subsistan mientras dure este escenario actual, porque no podemos dejar que caigan". Aguirre remarcó que "de ninguna manera vamos a promover actividades que vayan en contra de la salud de la ciudadanía, pero no se puede omitir que paralelamente a esa política de cuidados el Estado tiene que hacerse cargo de los ingresos de los puestos de trabajo que eliminan mientras dure  la particular circunstancia". Sin embargo, "esto no ha pasado", y lo único que ha sucedido es la prórroga de carácter general de los seguros de paro. 

El  miedo a perderlo todo

Otro de los factores que incide en el sector refiere a quienes han podido mantener sus puestos de trabajo pero han visto recargada su tarea debiendo realizar labores que antes tenían dos o hasta tres trabajadores. Aquí lo que ha primado es el miedo impuesto por algunas empresas que han "jugado" sus cartas en un contexto donde el temor a perderlo todo es una carga extra para quienes pudieron continuar trabajando. "A veces se los intimida, otras se les presiona de manera sutil", explicó Aguirre, con comentarios del estilo «agradecé que tenés trabajo» o «el próximo podrías ser vos».

"Nosotros entendemos que en una situación de crisis todos tenemos que hacer un esfuerzo de formación profesional para salir del paso, pero también se dan circunstancias donde un sector del empresariado, comete excesos y abusa. Estamos de acuerdo con el principio de colaboración, pero de ninguna forma con la plurifuncionalidad para sostener el nivel de lucro de la empresa a costa de que un trabajador haga la tarea de dos. Eso de ninguna manera. Fundamentalmente porque nosotros tenemos que respetar el trabajo del compañero que está a nuestro lado, y si hay tarea para que realice otro trabajador, esa persona que fue enviada al seguro de paro tendrá que retornar a su puesto".

Juntos, nunca separados

Para Aguirre, la herramienta sindical es la clave para salir adelante siempre, pero especialmente en situaciones críticas como la actual. "Desde lo colectivo venimos trabajando en todos los plano, en el relevamiento de la cobertura de los seguros de paro, de las prórrogas de los seguros de paro, el puente que queda entre la habilitación -que está demorada por parte del BPS- al cobro, colaboramos en el relevamiento en los comité de base de cada uno de los compañeros en el BPS, si presentaron o no la carta, pero también estamos atendiendo la  olla popular y la canasta en el medio de la contingencia; que la organización esté en función de sostener los puestos de trabajo organizados y velando porque no haya abusos en el marco de esta tragedia que es objetiva, pero que no se preste a otros abusos que van más allá de los que marca la propia contingencia de la pandemia y del aforo del 50% que ya es absolutamente insuficiente. Más allá de todo esto, el sindicato colectivamente está solicitando una política pública que contemple el desarrollo de la actividad del sector para lo cual estamos contribuyendo en la implementación de los cursos del protocolo y además, mientras no se puede volver al 100% de la plantilla, un ingreso y un subsidio que garantice la subsistencia de los compañeros y las compañeras. Además estamos planteando que esto tiene que ser más allá de la voluntad del empleador, que el puesto de trabajo del compañero que se extinguió porque el establecimiento bajó sus cortinas, que este compañero y compañera tienen que seguir cobrando el subsidio más allá de que no haya un formulario de solicitud de prórroga firmado conjuntamente con el empleador, porque ese trabajador tiene que seguir viviendo mientras se supera la emergencia sanitaria. Pero también estamos reivindicando con la Intersocial y con la Mesa Sindical Coordinadora de Entes (MSCE) la canasta básica de servicios. Recordemos que ya se tuvo una contemplación en los gastos fijos de los establecimientos gastronómicos y hoteleros en materia de sus gastos fijos de luz, del agua y los servicios. Bueno, lo que reclamamos es algo similar para los trabajadores, que si no llega a ser la canasta básica que planteamos al menos se establezca algo paralelo a lo que se les da al empresariado del sector. Porque en nuestros hogares también tenemos que poder tener luz, agua y tenemos que poder sostener la vida".

Tendiendo puentes

Para el sindicato, se debe desarrollar una política pública que apunte a desarrollar el turismo interno como forma de garantizar la reactivación de los puestos de trabajo del sector. "En eso estamos abiertos en trabajar en conjunto, de hecho hemos coordinado con otros sindicatos de trabajadores de turismo como las agencias de viajes, los compañeros de Buquebus, estamos dispuestos a ponerle pienso para superar la contingencia -que es real- pero lo que remarcamos es que es inadmisible que se deje de lado la realidad de los trabajadores. Mientras dure la pandemia, la gente necesita un ingreso básico con el que vivir y hay dinero para esto, por tanto no puede ser que haya todo un sector de actividad que se viene desarrollando en forma importantísima en las últimas décadas, que viene generando un montón de ingresos para nuestro país y que en el marco de esta pandemia no tenga una contemplación que garantice que los laburantes del sector no pasemos hambre. No puede ser, es absolutamente inadmisible, por tanto vamos a seguir insistiendo duramente con que se implementen estas políticas públicas que contemplen el ingreso mínimo de los trabajadores del sector".

Capacitación

Por último, Aguirre informó al Portal que en el marco del relevamiento del sector, se abordó la capacitación y formación profesional, para quienes no están en actividad. "Hicimos un curso de sanitización para 25 mil personas y también hicimos una transformación de los contenidos de los casi 20 cursos de formación que desarrollamos en el sector, pasándolos al formato online". Se trató de cursos online y semipresenciales de inglés y portugués hasta en tres niveles, y también se desarrolló un "espacio de formación en alfabetización e informática" para poder proveer de herramientas a los trabajadores y las trabajadoras de cara a la reinserción laboral.

Modificado por última vez en Jueves, 17 Diciembre 2020 20:38
Inicia sesión para enviar comentarios